Definitivamente hay algo hipnótico en los mapas. Tal vez sea su capacidad para hacer confluir la minuciosidad con la metáfora, lo observado con lo imaginado. Tal vez sea su naturaleza paradójica, que nos familiariza con un territorio pero, de forma simultánea, condensa inconcebibles misterios (la terra incognita). O quizá se deba simplemente a que hacen asequible ese tablero de juego en el cual estamos sumergidos –o aquel en el que querríamos sumergirnos. En todo caso, la historia del hombre y su mundo es indisociable de la larga tradición que presume el arte de la cartografía.

Si bien los primeros antecedentes de paisajes o territorios representados pictóricamente datan de hace 25,000 años (en la República Checa, cerca de Pavlov), no es hasta el 600 a.C. que se creó, estrictamente, el primer mapa: el Imago Mundi, de Babilonia. Después, los griegos y otras culturas ilustrarían sus respectivas apuestas geográficas, carrera que registraría un parteaguas con el mapa acuñado por el egipcio Ptolomeo, en la era romana, el cual sería referente obligado hasta el medievo.

A partir del siglo XV la cartografía, su precisión, experimentaría una evolución acelerada, mientras que en los siguientes 400 años se crearían algunos de los mapas más hermosos de la historia. Ya en el siglo XX las nuevas tecnologías, aunadas al conocimiento acumulado, arrojarían mapas con una minuciosidad hasta entonces impensable. Sin embargo, la cartografía es un campo condenado a la imprecisión, algo que abona a su esencia poética y que tal vez, en parte, explica la belleza que le ha engalanado históricamente.

1. Nova Totius Terrarum Orbis Tabula by Hendrik Hondius, 1630.

mapas 1.

2. Mappe Monde, by Jean Baptiste Nolin, 1755.

mapas 2.

3. Leo Belgicus by Hondius & Gerritsz, 1630.

mapas 3

.

4. Nova orbis terrarum delineatio singulari ratione accommodata meridiano tabb by Philippus Eckebrecht, 1630.

mapas 4

.

5. The c. 1900 Taride edition of Louis Bretez and Michel-Etienne Turgot’s monumental 1739 map of Paris.

mapas 5

.

6. Comparative Heights, of the Principal Mountains and Lengths of the Principal Rivers in the World by William Darton and W. R. Gardner, 1823.

mapas 6

.

7. Mississippi River flooding over time, by Harold N. Fisk, 1944.

 mapas 7

..

Definitivamente hay algo hipnótico en los mapas. Tal vez sea su capacidad para hacer confluir la minuciosidad con la metáfora, lo observado con lo imaginado. Tal vez sea su naturaleza paradójica, que nos familiariza con un territorio pero, de forma simultánea, condensa inconcebibles misterios (la terra incognita). O quizá se deba simplemente a que hacen asequible ese tablero de juego en el cual estamos sumergidos –o aquel en el que querríamos sumergirnos. En todo caso, la historia del hombre y su mundo es indisociable de la larga tradición que presume el arte de la cartografía.

Si bien los primeros antecedentes de paisajes o territorios representados pictóricamente datan de hace 25,000 años (en la República Checa, cerca de Pavlov), no es hasta el 600 a.C. que se creó, estrictamente, el primer mapa: el Imago Mundi, de Babilonia. Después, los griegos y otras culturas ilustrarían sus respectivas apuestas geográficas, carrera que registraría un parteaguas con el mapa acuñado por el egipcio Ptolomeo, en la era romana, el cual sería referente obligado hasta el medievo.

A partir del siglo XV la cartografía, su precisión, experimentaría una evolución acelerada, mientras que en los siguientes 400 años se crearían algunos de los mapas más hermosos de la historia. Ya en el siglo XX las nuevas tecnologías, aunadas al conocimiento acumulado, arrojarían mapas con una minuciosidad hasta entonces impensable. Sin embargo, la cartografía es un campo condenado a la imprecisión, algo que abona a su esencia poética y que tal vez, en parte, explica la belleza que le ha engalanado históricamente.

1. Nova Totius Terrarum Orbis Tabula by Hendrik Hondius, 1630.

mapas 1.

2. Mappe Monde, by Jean Baptiste Nolin, 1755.

mapas 2.

3. Leo Belgicus by Hondius & Gerritsz, 1630.

mapas 3

.

4. Nova orbis terrarum delineatio singulari ratione accommodata meridiano tabb by Philippus Eckebrecht, 1630.

mapas 4

.

5. The c. 1900 Taride edition of Louis Bretez and Michel-Etienne Turgot’s monumental 1739 map of Paris.

mapas 5

.

6. Comparative Heights, of the Principal Mountains and Lengths of the Principal Rivers in the World by William Darton and W. R. Gardner, 1823.

mapas 6

.

7. Mississippi River flooding over time, by Harold N. Fisk, 1944.

 mapas 7

..

Etiquetado: , ,