Las noticias del mundo son deprimentes. Basta con leer o escuchar las noticias para sentirnos desconsolados y preocupados por el futuro; tanto en términos sociales y políticos, como en términos ecológicos, el mundo pareciera estar derrumbándose, o al menos eso es lo que nos dejan ver los medios de comunicación todos los días.

Recientemente, David Byrne, el músico y artista conocido por ser el cantante de la legendaria banda Talking Heads, se dio a la tarea de recabar buenas noticias, redactar pequeños artículos y hacer una página dedicada a esto, Reasons to Be Cheerful, que se trata precisamente de eso, de recordarnos que no todo en el mundo está mal y que, a pesar de que hay mucho trabajo que hacer, cosas maravillosas pasan todos los días.

“Imagino frecuentemente, al igual que muchos de ustedes al pensar en el último año, que el mundo pareciera estar yéndose directo al infierno. Despierto en la mañana, veo el periódico, y pienso para mí mismo: ‘¡O no!’ Y, después, paso deprimido la mitad del día.” escribe Byrne en la presentación de este esperanzador proyecto, y es verdad, ver las noticias es la perfecta manera de entristecernos pensando en todo lo que hemos hecho con el mundo.

Pero como se dice popularmente (y no con poca razón), las buenas noticias no siempre están en primera plana, no son divulgadas por la prensa porque, por alguna razón, son las malas noticias las que llaman más la atención. En la colección de escritos de Byrne, las noticias que él escoge incluyen, frecuentemente, esfuerzos pequeños y comunitarios cuyo ejemplo nos recuerda, no solamente que el mundo no está derrumbándose irremediablemente, sino también que la gente, su imaginación y sus ganas de ser mejores, son de hecho lo que puede salvar el mundo en el que habitamos.

Algunas de las secciones de Reasons to Be Cheerful incluyen “Compromisos cívicos”, “Salud”, “Urbanismo y transportes” y “Cultura”, entre otras. Sus noticias nos hablan de iniciativas y esfuerzos cuya existencia resulta profundamente esperanzadora y también terapéutica, pues nos recuerdan que, a pesar de las noticias devastadoras que azotan nuestro planeta, todos los días nacen proyectos y suceden cosas luminosas que son razones para estar contentos, siempre y cuando tengamos los ojos abiertos para verlas.

A continuación, un increíble plática de David Byrne sobre su proyecto Reasons to Be Cheerful

 

 

 

Imagen: Public Domain

Las noticias del mundo son deprimentes. Basta con leer o escuchar las noticias para sentirnos desconsolados y preocupados por el futuro; tanto en términos sociales y políticos, como en términos ecológicos, el mundo pareciera estar derrumbándose, o al menos eso es lo que nos dejan ver los medios de comunicación todos los días.

Recientemente, David Byrne, el músico y artista conocido por ser el cantante de la legendaria banda Talking Heads, se dio a la tarea de recabar buenas noticias, redactar pequeños artículos y hacer una página dedicada a esto, Reasons to Be Cheerful, que se trata precisamente de eso, de recordarnos que no todo en el mundo está mal y que, a pesar de que hay mucho trabajo que hacer, cosas maravillosas pasan todos los días.

“Imagino frecuentemente, al igual que muchos de ustedes al pensar en el último año, que el mundo pareciera estar yéndose directo al infierno. Despierto en la mañana, veo el periódico, y pienso para mí mismo: ‘¡O no!’ Y, después, paso deprimido la mitad del día.” escribe Byrne en la presentación de este esperanzador proyecto, y es verdad, ver las noticias es la perfecta manera de entristecernos pensando en todo lo que hemos hecho con el mundo.

Pero como se dice popularmente (y no con poca razón), las buenas noticias no siempre están en primera plana, no son divulgadas por la prensa porque, por alguna razón, son las malas noticias las que llaman más la atención. En la colección de escritos de Byrne, las noticias que él escoge incluyen, frecuentemente, esfuerzos pequeños y comunitarios cuyo ejemplo nos recuerda, no solamente que el mundo no está derrumbándose irremediablemente, sino también que la gente, su imaginación y sus ganas de ser mejores, son de hecho lo que puede salvar el mundo en el que habitamos.

Algunas de las secciones de Reasons to Be Cheerful incluyen “Compromisos cívicos”, “Salud”, “Urbanismo y transportes” y “Cultura”, entre otras. Sus noticias nos hablan de iniciativas y esfuerzos cuya existencia resulta profundamente esperanzadora y también terapéutica, pues nos recuerdan que, a pesar de las noticias devastadoras que azotan nuestro planeta, todos los días nacen proyectos y suceden cosas luminosas que son razones para estar contentos, siempre y cuando tengamos los ojos abiertos para verlas.

A continuación, un increíble plática de David Byrne sobre su proyecto Reasons to Be Cheerful

 

 

 

Imagen: Public Domain