En las grandes ciudades del mundo ya puedes dejarte llevar por aplicaciones que te pierden en la potencialmente infinita deriva de las calles. Puedes también hackear el plan urbano y explorar esos lugares prohibidos para el civil promedio; o puedes, con esta nueva idea, hacer un tour temático guiado por una suerte de audiolibro, que aprovecha la tecnología de los smartphones para mantenerte interesado y activo dentro de la ciudad.

Típicamente asociamos los audio-tours con audífonos pesados rentados en la ventanilla de algún museo. Pero ahora artistas, colectivos y narradores están desarrollando audiocaminatas que pueden ser tan absorbentes como un buen cuento, y tan inteligentes como un guía personal. Las siguientes son algunas aplicaciones con el potencial de cambiar cómo los turistas y los locales experimentan las ciudades.

Detour

Esta app aprovecha las capacidades del teléfono (como el GPS o el Bluetooth) para llevarte por una paseo urbano artesanal que este siempre en consonancia con tu ritmo de caminar y con tus pausas o cambios de parecer. Puedes, por ejemplo, caminar la ciudad de alguien más, viajar en el tiempo y encontrar placer e intriga incluso en el más común o mundano de los lugares. El teléfono no funciona mientras estas detenido observando el mundo a tu alrededor.

yapQ

Esta plataforma multilingüe también te permite explorar los alrededores a tu propio paso, pero además integra descripciones habladas por la computadora de un sinnúmero de páginas de Wikipedia geocodificadas. Tú creas tu propio tour de acuerdo a tus intereses, sin importar la ciudad en la que te encuentres.

Lo más delicado al diseñar estas apps es asegurarse de que los puntos de interés de los tours no se prolonguen demasiado y así pierdan la atención del escucha. Como toda narrativa, los audiotours deben mantener al público involucrado en la historia, pero además tienen que saber sortear todos los ruidos ambientales que puedan distraer al usuario del recorrido. Hasta ahora el concepto es muy reciente para saber su alcance, pero no cabe duda que es una ventana al futuro del turismo alternativo y al urbanismo de vanguardia.

En las grandes ciudades del mundo ya puedes dejarte llevar por aplicaciones que te pierden en la potencialmente infinita deriva de las calles. Puedes también hackear el plan urbano y explorar esos lugares prohibidos para el civil promedio; o puedes, con esta nueva idea, hacer un tour temático guiado por una suerte de audiolibro, que aprovecha la tecnología de los smartphones para mantenerte interesado y activo dentro de la ciudad.

Típicamente asociamos los audio-tours con audífonos pesados rentados en la ventanilla de algún museo. Pero ahora artistas, colectivos y narradores están desarrollando audiocaminatas que pueden ser tan absorbentes como un buen cuento, y tan inteligentes como un guía personal. Las siguientes son algunas aplicaciones con el potencial de cambiar cómo los turistas y los locales experimentan las ciudades.

Detour

Esta app aprovecha las capacidades del teléfono (como el GPS o el Bluetooth) para llevarte por una paseo urbano artesanal que este siempre en consonancia con tu ritmo de caminar y con tus pausas o cambios de parecer. Puedes, por ejemplo, caminar la ciudad de alguien más, viajar en el tiempo y encontrar placer e intriga incluso en el más común o mundano de los lugares. El teléfono no funciona mientras estas detenido observando el mundo a tu alrededor.

yapQ

Esta plataforma multilingüe también te permite explorar los alrededores a tu propio paso, pero además integra descripciones habladas por la computadora de un sinnúmero de páginas de Wikipedia geocodificadas. Tú creas tu propio tour de acuerdo a tus intereses, sin importar la ciudad en la que te encuentres.

Lo más delicado al diseñar estas apps es asegurarse de que los puntos de interés de los tours no se prolonguen demasiado y así pierdan la atención del escucha. Como toda narrativa, los audiotours deben mantener al público involucrado en la historia, pero además tienen que saber sortear todos los ruidos ambientales que puedan distraer al usuario del recorrido. Hasta ahora el concepto es muy reciente para saber su alcance, pero no cabe duda que es una ventana al futuro del turismo alternativo y al urbanismo de vanguardia.

Etiquetado: , ,